16 dic. 2011

Alumnos de Harvard abandonan el aula

¿Renacimiento de una nueva conciencia o manipulación pura y dura? ¿Es quizás un ciclo más de los que se repiten una y otra vez a lo largo de la historia?

Un grupo de estudiantes de economía tomó la decisión de retirarse en bloque de la cátedra de Introducción a la Economía de la Universidad Harvard, en protesta por el contenido y el enfoque desde el cual se imparte esta materia.
Criticaban el vacío intelectual y la corrupción moral y económica de gran parte del mundo académico, cómplices por acción u omisión en la actual crisis económica
La protesta tuvo como destinatario directo al conocido economista Gregory Mankiw, ex asesor del Presidente George W. Bush y autor de uno de los manuales de macroeconomía más utilizado en las escuelas de economía dentro y fuera de Estados unidos, Principles of Economics.
Esta es la carta íntegra que los estudiantes remitieron al Prof. Mankiw:

“Miércoles, 2 de Noviembre de 2011
Estimado Profesor Mankiw,
Hoy vamos a abandonar su clase, ‘Economics 10′, para expresar nuestro descontento con el carácter sesgado inherente a este curso de introducción a la economía. Estamos profundamente preocupados sobre la manera en que este enfoque afecta a los estudiantes, la Universidad y la sociedad en general.
Los estudiantes poco antes de abandonar el aula


Como estudiantes de Harvard, nos matriculamos en el curso ‘Economics 10′ con la esperanza de obtener unos conocimientos amplios e introductorios sobre los fundamentos de la teoría económica que nos sirviesen para potenciar nuestras propias y variadas ideas en diversas disciplinas, desde Economía, Gobierno, hasta Ciencias Medioambientales y Política Pública, y más allá. Sin embargo, nos encontramos con un curso que expone una visión específica -y limitada- de la economía, que, en nuestra opinión, perpetúa sistemas económicos problemáticos e ineficaces, favoreciendo la desigualdad en nuestra sociedad.

Cualquier estudio académico de economía que se precie debe incluir una discusión crítica tanto de los beneficios como de las lagunas de diferentes modelos económicos. Dado que su curso no ofrece las fuentes originales y rara vez trata artículos de revistas especializadas, apenas disponemos de acceso a enfoques alternativos a la economía. No hay justificación alguna por la cual deban presentarse las teorías económicas de Adam Smith como más fundamentales o básicas que, por ejemplo, la teoría Keynesiana.
En un curso introductorio dirigido a 700 estudiantes, es particularmente importante cuidar una exposición no sesgada de la economía, si tal curso ha de estimular posteriores estudios en la materia. Muchos estudiantes de Harvard no tienen la opción de no cursar ‘Economics 10′. Los alumnos de Económicas y Ciencias Medioambientales y Política Pública necesitan esta clase, mientras que los de Estudios Sociales deben elegir un curso introductorio de economía -y la única opción que queda, el curso Perspectivas Cíticas en Economía del Profesor Steven Margolin, sólo se ofrece un año de vez en cuando (y no este año). Muchos otros estudiantes simplemente desean que un conocimiento analítico de la economía sea parte de un currículo en artes liberal y de calidad. Más aún, ‘Economics 10′ no ayuda a posteriores cursos a profundizar en el temario y ser impartidos de manera eficiente, ya que se basa en una única perspectiva fuertemente enfatizada, no en unas ideas sólidas y genéricas aptas para futuros desarrollos. No debería recurrirse al abandono de este curso -o la disciplina de economía en su conjunto- como protesta de los estudiantes.
Los graduados en Harvard desempeñan importantes papeles en las instituciones financieras y en configurar la política pública en todo el mundo. Si Harvard fracasa en su labor de dotar a sus estudiantes con unos conocimientos amplios y críticos en materia económica, es probable que las acciones de tales estudiantes dañen el sistema financiero mundial. Los últimos cinco años de tumultos económicos son una prueba de ello.
Abandonamos hoy la clase para sumarnos a una manifestación en todo Boston para protestar por la corporatización de la educación superior, como parte de las acciones del movimiento ‘Occupy Wall Street’. Dado que la naturaleza sesgada de ‘Economics 10′ contribuye a, y simboliza, la creciente desigualdad económica en América, decidimos no acudir a su clase tanto para protestar su inadecuada discusión de la teoría básica de la economía como para prestar nuestro apoyo a un movimiento que está cambiando el discurso americano sobre la injusticia económica. Profesor Mankiw, le rogamos que tome nuestras inquietudes en serio.
Atentamente,
Estudiantes Concienciados de ‘Economics 10′”
Pues bien, el Prof. Mankiw realizó el siguiente comentario en su blog al hilo de tal carta:
“Aquí tienen un hecho que quizás no hayan oído decir al movimiento ‘Occupy Wall Street’: Los ingresos de las nóminas más altas han caído sustancialmente durante los últimos años. [...] Se podría concluir, pues, que los salarios más elevados corren más riesgo que los más modestos.”
Resulta curiosa, por no decir otra cosa, la siguente frase: “los salarios más elevados corren más riesgo”. ¿Acaso el Prof. Mankiw sostiene una visión tipo ‘ruleta rusa’ de la igualdad económica?
MI CONCLUSIÓN: Parece ser que manipulados o no, las nuevas generaciones llegan a razonamientos donde no les falta razón. Únicamente me asaltan las siguientes dudas:
  • ¿Abandonaron el aula porque realmente son conscientes de lo absurdo de la economía actual o sólo intentan llamar la atención como una forma más de protesta y apoyo al movimiento “Occupy Wall Street”?
  • Si son conscientes de sus propias acciones y de la podredumbre de la economía, ¿Porqué la siguen apoyando sin fisuras? Me refiero a que continúan intentando cambiar la sociedad, pero ellos mismos no cambian: continúan utilizando tarjetas de crédito, bancos, modas, adicciones, entretenimientos absurdos, etc…
  • ¿No estamos acaso ante un movimiento similar al de los 70′s? En aquella época se predicaba el “amor libre”, amor por la naturaleza, los animales, protestas contra las multinacionales, los bancos, la contaminación, muchas coincidencias, ¿No?
  • ¿Conseguirá este tipo de mensajes directos hacer cambiar la opinión del reputado profesor?
Fuente: genteconconciencia

1 comentario:

  1. Personalmente opino que es muy positivo que estos alumnos planten cara al sistema educativo sea cual sea su motivación. Sabemos que estas academias son elitistas y es extraño este tipo de comportamiento pero independientemente de que quizás esto se esté manipulando es más positivo que negativo que se identifiquen con el movimiento Occupy Wall Street y planten cara al sistema educativo establecido.
    Espero que no acabe simplemente como dice Mino en algo similar a los 70, osea en NADA.
    Saludos

    ResponderEliminar